viernes, 29 de marzo de 2013

BRAZO DE GITANO DE YORK Y QUESO AZUL PERSONALIZADO

La verdad es que internet es una fuente inagotable de ideas. Incluso cuando crees que algo está genial, te puedes encontrar con ese "toque" que le da un puntito más.

Eso me ha pasado con el brazo de gitano que os voy a enseñar.

La verdad es que es una receta que más o menos domino. Lo he hecho cientos de veces y de distintos sabores. Me resulta fácil de hacer, queda bonito, y además sabe bien, así que para Navidades y reuniones a las que llevar algo suele ser un poco mi receta comodín.

Ya había empezado a "tunearlos", o a experimentar con ellos. Por ejemplo, añadiendo a la masa del bizcocho genovés unas pocas nueces picadas o espinacas, para darle algo de gracia y color...

Pero hace poco llegaron hasta mi, por dos vías diferentes, una forma nueva de darle gracia y color al bizcocho. Y la guardé en busca de la ocasión perfecta, que fue el segundo cumpleaños de mi ahijada María. Juntas, la madre y yo habíamos decorado un pastel que hizo ella (y que estaba riquísimo), pero para la merienda del cumpleaños quería llevar algo más, y que fuera salado, para compensar la tarta...



Pero mejor, me pongo con la receta, y ya lo vais viendo...

Para el bizcocho hace falta:
3 huevos (separadas las claras de las yemas)
75 gr. de harina
75 gr. de azúcar
Un puñadito de nueces picaditas muy finas
100 gr. crema de queso azul
3 lonchas de jamón york
He aquí la novedad: colorante alimenticio, papel de horno y lápiz



Una vez separadas las claras de las yemas, se baten las yemas con el azúcar hasta que blanqueen. Las claras se montan a punto de nieve. Se incorporan las yemas a las claras con suavidad, con movimientos envolventes. Se añade ahora la harina tamizada, poco a poco y continuando con los movimientos envolventes. Se separa un poco de esta masa en un cuenco.

A esta parte que hemos separado se le añade el colorante. Yo le añadí colorante en gel rojo, bastante, para conseguir un rosa intenso.

Mientras, colocar al marido (o a quien tengamos de ayudante, si puede ser), en una mesa, con papel de horno y un lápiz, y pedirle que haga el dibujo que queramos que quede en el bizcocho. Es este caso, estaba claro. El nombre de nuestra ahijada era lo que queríamos destacar.



Colocamos el papel de horno bocaabajo sobre la bandeja de horno, untando ésta previamente con un poco de mantequilla para que el papel no se mueva. 

Vertemos la masa coloreada en una manga pastelera o, como he hecho yo, en una bolsa de congelación.



Cortamos una esquinita, y seguimos el dibujo sobre el papel. La primera vez lo mejor es escoger algo sencillo si no estamos muy acostumbrados a guiar la manga.



Metemos la bandeja en el horno con cuidado de que no se mueva la masa de su sitio, y 1 minuto a 160ºC con aire, para que se espese algo.

En ese minuto, le añadimos las nueces a la masa principal.

Sacamos la bandeja del horno y vertemos sobre ella la masa principal, extendiendo con cuidado para que quede bien cubierto nuestro dibujo.



Normalmente lo dejo en el horno unos 15 min. a 150ºC, pero como la bandeja estaba ya caliente hay que vigilarlo especialmente y si es necesario, sacarlo antes para que los bordes no queden dorados.

Mientras, habremos humedecido con agua un paño de cocina de algodón.

Al sacar el bizcocho, colocamos el paño de cocina encima, despegamos el papel de horno de la bandeja y giramos para que el bizcocho quede sobre el paño húmedo.

Despegamos el papel con cuidado, y volvemos al voltear con mucho cuidado el bizcocho, ya que la parte que debe quedar hacia afuera es la que estaba pegada al papel.



Cortamos los bordes un poquito para que queden bien rectos y flexibles.

Ahora extendemos la crema de queso azul, y a continuación colocamos las lonchas de jamón york. 


Y empezamos a enrollar tirando hacia nosotros del paño de cocina, despacio y con cuidado. Lo vamos enrollando.



Mucha atención aquí. Hay que vigilar que enrollamos el brazo de gitano de forma que el dibujo que hemos hecho quede bien; no vayamos a cambiarlo de sentido...

Y ya está.

Yo suelo guardarlo en el frigo envuelto en el paño de cocina hasta un poco antes de servirlo, para que no pierda humedad.

En cuanto a las variedades, con crema de queso blanco y salmón ahumado también queda muy bueno. O si queréis hacerlo dulce, nata con cualquier fruta troceada, o crema pastelera, chocolate.... Aquí ya es cuestión de utilizar lo que a cada uno le apetezca.

Por ejemplo, en el blog de Kanela y limón encontré uno para rellenar con crema de zanahoria.

O en este otro, Mis dulces preferidos, una opción dulce, con nata y fresas.

El bizcocho genovés lo hago siempre siguiendo esta receta. Las nueces son opcionales, pero los demás ingredientes valen tanto para relleno dulce como para salado.

Por problemas técnicos por ahora no os puedo enseñar cómo quedó.

Espero que os haya gustado y que os animéis a hacerlo.

¡¡Besitos!!

2 comentarios:

  1. Hola !
    Pásate por mi blog y descubre los premios con los que te he galardonado.
    Gracias,
    http://plusquechocolat.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!
      ¡Muchas gracias! ¡Qué ilusión!
      Por cierto, me encanta tu blog... :-)
      ¡¡Besitos!!

      Eliminar

Muchas gracias por vuestros comentarios. ¡Me hacen muchísima ilusión!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...